¿QUÉ ES CATALOMBIA?

dimarts, de maig 20, 2003

Estaba pensando con que texto abriría este blog, cuando la realidad me atropelló por partida doble. Para que se ilustren, los que tengan memoria cinematográfica, fue como la escena en la que muere Massimo en El Hada Ignorante de Ferzan Oztepeck. Ni más ni menos.

Golpe uno: JJ, el pintor.
Anoche de regreso a casa encontré una llamada perdida en mi teléfono. El número era de Madrid. Sospeché que se trataba de mis primos del Opus -nadie es perfecto y menos si acepta tener a ese monstruo autodenominado familia-.

Marqué no sin cierta aprensión, y me preparé para escuchar los loatorios comentarios acerca de la belleza arquitectónica de Torre Ciudad, que harían despertar en mi el morbo de profanar esos espacios con mis carnales ímpetus.

Pero no sucedió así. Al otro lado de la línea había una voz socarrona que resulto ser la de JJ Molina, un amigo del colegio. En un par de minutos dimos un par de pinceladas para trazar el esbozo de nuestros caminos. Lo hicimos con la desinhibición y frescura de quienes reconocen que estos 20 años de ausencia, no tienen por qué habernos convertido en personajes importantes. Seguimos siendo en el fondo los mismos chavales, o al menos añoramos serlo.

JJ me ha invitado a Madrid a su próxima exposición. Allí estaré, sin duda, como lo estuve hace casi 21 años en la sede norte de la Alianza Francesa, cuando hacía su primera exposición, después de haber estado bajo la tutela de David Manzur. Será la oportunidad para reconstruir el paraíso de país que se nos ha extinguido, y al cual voluntariamente hemos renunciado in corpore.

Además de esta súbita emoción del reencuentro, me quedó bailando la incisiva primera pregunta de JJ: ¿ A qué se dedica ahora el Retiz, aquel genio de las matemáticas?.

En esa época, yo era la mujer barbuda del circo trigonométrico, promesa incólume de las ciencias exactas, orgullo de la pantera Ardila, que me paseaba por el colegio de los Maristas, como prueba fehaciente de que Euler, Fermat y Galois fueron algún día niños.

Golpe dos: Navarrete, el físico
Esta mañana en Paseo de Gracia a la altura de Caspe, dos cuerpos en contra dirección, uno de los cuales era el mío, desaceleran a ritmo constante, mientras en fracciones de segundo el algoritmo de reconocimiento de patrones de estos bípedos, ubica las inconfundibles señales que identifican en cualquier lugar del mundo a dos estudiantes de la Universidad Nacional.

Paradójico encuentro. Frente a los absortos maniquíes, ataviados con la colección de primavera de Armani, Custo y Helmut Lang, dos expatriados se reconocen. Unos años de más, unas arrugas... también, ¿canas? Todavía no, gracias... pero la pinta en su esencia se conserva -por fortuna!-: morral al hombro, andar despreocupado y algo desgarbado, como debe ser.
Hugo es ahora Doctor en Física y en Bioingeniería de la UPC. Hemos quedado para jugar fútbol, comer bandeja paisa, ir a caminar por el Pirineo, oír a Silvio... mejor dicho, lo único que no podemos hacer es ir a comer obleas enfrente del León de Greiff, queda muy lejos y ninguno de los dos quiere volver.

Evidentemente no faltó la rápida puesta al día de nuestras vidas. A este ritmo imprimiré una rápida biografía sincrética. Y por supuesto no faltó la preguntica... ¿Hombre, a que se dedica el artista Mauricio?.

He de explicar para los profanos en mi biografía, que para ese entonces yo era un estudiante de ingeniería electrónica que tenía una beca en la Escuela de Teatro, hacía danza contemporánea y estudiaba cine en la Universidad Nacional.

Golpe tres: K.O.

Ahora bien, dirán Ustedes a estas alturas, si todavía no se han aburrido, ¿De donde es y a qué se dedica este señor?
Adulto contemporáneo tardío, nacido en Colombia, vivo desde hace 5 años en Barcelona y trabajo en marketing. Mejor dicho: ni lo uno, ni lo otro, y ni siquiera todo lo contrario

Esto, señores es Catalombia. El azar me ha brindado la oportunidad de explicarlo, sin tener que recurrir a tratados filosóficos, citas eruditas o disquisiciones egocéntricas.

Bienvenidos pues a Catalombia.

Imprímase y cumplase

6 comentarios:

Underyouppie ha dit...

O sea que ni chicha ni limoná?

Jaime ha dit...

o como cuando en un examen de fisica el profesor le dice a uno: "Forero: esto no esta bien...ni siquiera esta mal!" ...pasara lo mismo con Colombia?

anneta ha dit...

catalombia, lindo nombre... y cuándo visitarás a la República de Colombia?

Jaime ha dit...

anneta....cuando vas a tener un blog?? vas comentando y comentando por ahi...pero de blog nada..

Catalombia ha dit...

Espero visitar pronto la Madre República. De este siglo no pasa.

Nestor Torres ha dit...

Catalumbia originalmente. Solo allá el Palacio de Nariño está a 2 cuadras del cartucho, gajes de la planeación de esta metrópoli. Convivir es el lema. Sobrevivir una realidad. Supervivir la necesidad.